Obtener seguridad financiera

Obtener seguridad financiera

Llegar a un punto de seguridad financiera es un proceso que requiere tiempo, esfuerzo y quizás algunos sacrificios. Pero los resultados valen la pena. Si empieza antes, el tiempo estará de su lado. Si hace algunas cosas desde el principio, puede hacer que el proceso sea un poco más fácil y minimizar los sacrificios que pudiera tener que hacer más adelante.

Piense en alcanzar la seguridad financiera como un proyecto, como construir una casa. Se empieza por los cimientos, luego coloca los pisos y, al pasar el tiempo, pone un techo, termina el interior y luego se muda. Por suerte, forjar su futuro financiero es más fácil que construir una casa. Si empieza ahora puede aprender las habilidades que se necesitan y tendrá tiempo suficiente para forjarse un futuro estable.

¿Qué es la seguridad financiera?

La seguridad financiera abarca varias cosas:

  • Poder cubrir sus necesidades actuales
  • Tener la confianza de que podrá cubrir sus necesidades en el futuro
  • Poder disfrutar algunas cosas que quiere, pero quizás no necesita en verdad
  • Poder proveer el tipo de estilo de vida financiero que su familia quiere
  • Tener la tranquilidad de haber tomado las medidas necesarias para conseguir seguridad financiera

¿Por qué es importante una base financiera sólida?

Usted, y solo usted, es en definitiva responsable de su bienestar financiero. Sus decisiones afectarán cómo vive el día a día y en el largo plazo. Manejar los asuntos financieros relacionados con empezar, tener una familia y asumir más responsabilidad puede ser estresante. Una base financiera sólida puede ayudarle a gastar menos tiempo y esfuerzo preocupándose por sus finanzas para que pueda dedicar su tiempo y energía a otros asuntos importantes como su trabajo, su familia y su futuro.

Forjar una base financiera sólida

Primero debería identificar unos cuantos objetivos muy amplios:

  • Quiero que manejar mis finanzas sea fácil
  • Quiero poder disfrutar mi estilo de vida financiero actual
  • Quiero saber que estoy avanzando y lograré alcanzar una seguridad financiera
  • Quiero estar seguro de que estoy haciendo lo correcto y no me estoy equivocando

Componentes de una base financiera sólida

Para forjar este futuro necesitará hacer unas cuantas cosas clave:

  • Deje de gastar más de lo que puede
  • Acumule cierto capital financiero neto
  • Establezca un buen historial crediticio
  • Adopte algunos buenos hábitos financieros

Monitoree y controle sus gastos

Esto puede parecer inquietante pero no tiene que serlo. Una opción es distribuirlo en partes. Primero necesita saber qué cantidad le ingresa cada mes. Aunque podría estar acumulando intereses y dividendos con sus cuentas de ahorros o inversiones, enfoquémonos solo en los ingresos por su trabajo. Cada período de pago (semanal, quincenal o mensual) gana cierta cantidad. Sin embargo, el cheque que recibe es menor porque se le retienen impuestos, su parte de los beneficios de empleado (principalmente seguro médico), la cantidad que aporta al plan de retiro de su empresa y cualquier otra deducción que pudiera tener. La cantidad que le queda es su ingreso disponible mensual. Esa es la cantidad que tiene para pagar sus cuentas. Con suerte le sobrará un poco que puede ahorrar.

Después divida sus gastos entre los que son fijos y los que no puede controlar. Los gastos fijos incluyen la renta, estacionamiento, otros seguros (probablemente seguro de arrendatario y seguro de automóvil), servicios públicos y costos médicos recurrentes. Probablemente tenga cierto nivel de control sobre la mayoría de sus otros gastos.

Por último, reste sus gastos fijos de su ingreso disponible. Esa cantidad es la que le queda para cubrir sus otros gastos básicos y cualquier otro gasto que tenga. Para no gastar de más debe procurar gastar lo menos posible en sus otros gastos básicos para que le sobre un poco cada mes.

Acumule cierto capital neto

Acumular capital neto requiere tiempo y disciplina. Estas tres ideas pueden serle útiles:

  • Contribuya al plan de retiro de su empleador. Si es elegible para un plan 401(k), participe y aporte algo. La mayoría de los planes tienen algún tipo de cláusula de aportes equivalentes por parte del empleador y la compañía aporta lo mismo o una parte de su contribución. Cerciórese de comprender cómo funciona su plan y, si puede, aporte lo suficiente para recibir la máxima contribución de su empleador.
  • Programe un plan de ahorros automático. Muchos empleadores deducen automáticamente cierto monto y lo depositan directamente en una cuenta de ahorros de su institución financiera. Elija una cuenta con la que se sienta cómodo y programe estos depósitos automáticos en cada período de pago. Si su empleador no ofrece esta opción, programe un plan con su institución financiera para que ellos transfieran una cantidad de su cuenta de cheques a su cuenta de ahorros cada mes.
  • Ahorre lo que no gasta. Después de haber pagado sus cuentas, transfiera todos los meses lo que sobre a su cuenta de ahorros. Probablemente le convenga quedarse con algo de dinero en su cuenta de cheques para cubrir gastos imprevistos. Igualmente, al traspasar los fondos sobrantes a su cuenta de ahorros podrá acumular capital y ganar más intereses de los que ganaría si deja sus fondos sobrantes en su cuenta de cheques.

Establezca un buen historial crediticio

Hay tres compañías grandes que recopilan información sobre el historial de préstamos de casi toda la gente: Equifax, Experian y TransUnion. Obtienen la información de las compañías de tarjetas de crédito, servicios públicos, instituciones financieras y otras empresas. Cada vez que solicita un crédito -por ejemplo, al presentar una solicitud para una tarjeta de crédito, pedir un préstamo para un auto o firmar un alquiler de un apartamento- la compañía con la que está negociando probablemente solicite un informe de crédito sobre usted.

Los prestamistas usarán esos informes de crédito para tomar decisiones para darle un crédito, un préstamo y, en muchos casos, qué tasas de interés cobrarle. Por lo tanto es importante tener un buen informe crediticio. Si bien hay muchos factores que influyen en su informe crediticio, los más importantes incluyen la puntualidad de los pagos, cuánto debe en total y a cuántas compañías les debe dinero.

Le damos algunas pautas para ayudarle a alcanzar y mantener un puntaje crediticio sólido:

  • Procure pagar todas las cuentas antes de la fecha de vencimiento. La puntualidad cuenta y además es recomendable para evitar cargos por retrasarse en los pagos.
  • Si puede, pague más que el mínimo en todas sus cuentas de tarjeta de crédito.
  • No tenga demasiadas tarjetas de crédito. Cada vez que solicita una tarjeta, esta información se ingresa a su historial crediticio.
  • Al menos una vez al año, pida su informe crediticio. De esa manera puede ver lo que ven los prestamistas. Si nota un error en su informe, comuníquese con la agencia crediticia para pedir que lo corrijan.

Adoptar buenos hábitos financieros

Le damos una lista de doce cosas que pueden ayudarle a alcanzar su seguridad financiera.

  1. Asegúrese de que su información y registros financieros estén organizados.
  2. Use depósitos directos para cobrar su sueldo.
  3. Participe en el plan de retiro de su empleador y aporte lo más que pueda.
  4. Configure un programa automático de ahorro.
  5. Prepare una hoja de cálculo para los gastos de la casa.
  6. Haga un balance general cada tanto.
  7. Use la menor cantidad posible de tarjetas de crédito.
  8. Concilie su cuenta de cheques todos los meses.
  9. Revise sus cuentas y estados de cuenta apenas los reciba.
  10. Pague sus tarjetas de crédito puntualmente y pague más que el mínimo.
  11. Trate de evitar cargos y tasas de interés.
  12. Aprenda más sobre cómo manejar sus finanzas leyendo columnas sobre finanzas personales en los periódicos y revistas sobre finanzas personales.